Todo, desde el empaque hasta los ingredientes, juega un papel en nuestra salud, incluso cuando podemos estar seguros de que no se dañó a ningún animal durante su elaboración.